¿Existe un desplome de economía de Japón?

Japón

Japón se encuentra con nuevos retos para impulsar consumo interno.

Japón buscará salir de su segunda recesión.

Tokyo, Japón, noviembre 25, 2015.- Tras un breve período de crecimiento, la tercera economía más grande del mundo ha anunciado que vuelve a estar en recesión, esto debido a las dichosas Abenomics.

Al parecer las políticas llevadas a cabo por el Primer Ministro japonés Shinzo Abe en la búsqueda de revitalizar la economía nipona no han dado los resultados esperados ni mucho menos los requeridos para repuntar el desarrollo económico.

Cabe destacar, que esta es la segunda vez que el país oriental se desliza hasta la recesión desde que llegó al poder en 2012, Shinzo Abe.

La economía japonesa se ha reducido un 0.2% entre julio y septiembre, según mostró con datos el gobierno el pasado lunes.

Varios informes sugieren algunas razones para este descenso: reducción del gasto de las empresas japonesas llevando a falta de crecimiento y de promoción de inversiones, así como la baja demanda en China.

A pesar de ello, según los expertos, la principal razón es el aumento del IVA que impuso el gobierno el año pasado, además del plan para volver a incrementarlo de nuevo este año.

El pasado jueves, el Banco de Japón (BOJ) confirmó que no habrá cambio en la política de estímulos.

Para el gobernador del banco, Haruhiko Kuroda, el compromiso ahora, cuanto antes, es intentar alcanzar un grado de inflación del 2%. Esa es una señal de que el BOJ no dudará en relajar la política monetaria si las condiciones económicas lo requieren.

La semana pasada, la bolsa japonesa cerró ligeramente al alza. El índice Nikkei rozó el 1.4%, ampliando las ganancias por quinta semana consecutiva.

Aún así, después de la reunión del Banco de Japón, el yen aumentó respecto al cambio internacional, y creció un 0.9%  en relación al dólar: un 1.19% respecto al euro; y un 1.24% respecto a la libra esterlina.

El Gobierno está intentando cambiar la estrategia hacia una economía del consumo y esto es muy complicado en Japón.

Regresar a la recesión por segunda vez en el mandato de un primer ministro ya se considera un fracaso, al margen de que las promesas gubernamentales ni siquiera se han cumplido.

El Banco Central Japonés ha decidido mantener su política de estímulo, a pesar de las elevadas expectaciones de la semana pasada de que aumentará su programa de expansión cuantitativa.

Mexican Business Web

|
Suscríbase al Newsletter

Opina

*

 

genesis();