Deutsche Bank se derrumba

Deutsche Bank

Gigante alemán Deutsche Bank podría ser el siguiente Lehman Brothers.

El Deutsche Bank vuelve a caer tras recapitalización de deuda.

Berlín, Alemania, febrero 11, 2016.- La desmesurada exposición del banco alemán Deutsche Bank (DB) a la deuda de alto riesgo genera preocupación.

El banco más importante de Alemania es la mayor entidad financiera del país bávaro, empezó a mostrar primeros síntomas alarmantes hace varios años, pero su rendimiento en los últimos meses ha dado pábulo a cada vez más paralelismos con la quiebra de Lehman Brothers y la crisis subprime de 2008.

Hace una semana DB anunció unas pérdidas récord que ascienden a siete mil 600 millones de dólares en 2015. El banco está sufriendo una caída de la confianza de los inversores ante su alta exposición a deuda de alto riesgo.

No en vano, hace dos o tres años se puso de relieve que las posiciones del banco en derivados se aproximaban a los 85 billones de dólares, 20 veces más que el PIB de Alemania. O sea, ningún otro banco del mundo, ni siquiera JP Morgan, es capaz de competir con DB en este indicador.

Muchos analistas desmintieron los riesgos en aquel entonces, sosteniendo que es imposible evaluar los riesgos de inversiones en derivados dado que unas posiciones pueden asegurar otras, etcétera.

Sin embargo, los problemas siguen aflorando y traen a la memoria el caso de Lehman Brothers, cuya quiebra provocó una crisis financiera global en octubre de 2008.

El nivel de suficiencia del capital básico (CET 1) de DB pasó del 11.5% al 11.1% en el último trimestre del año pasado.

Otros bancos ya han pasado a tomar en cuenta la calidad del balance de DB, algo que no puede menos que reflejarse en las demandas al prestatario, informa el portal Vesti Finance.

Una de las pruebas de que los inversores dudan de la capacidad del banco alemán para cumplir con sus obligaciones por su deuda de mayor riesgo es el incremento de los credit default swaps (CDS), una permuta de incumplimiento crediticio de seguros frente al impago, cuyo precio se ha disparado un 60% en los últimos dos meses.

A esto se suma el desplome que sufrieron en diciembre pasado los bonos convertibles contingentes (CoCos) del banco, así como los problemas legales por acusaciones de manipulación de la tasa de interés.

Muchos creen que los problemas del banco afectarán solo a este banco. Sin embargo, la desmesurada exposición a activos de alto riesgo fue lo que provocó la quiebra de grandes bancos de inversión en Estados Unidos. Fue una bola de nieve que explotó y salpicó a todos.

Mexican Business Web

|
Suscríbase al Newsletter
genesis();