México descubre Asia

En los últimos meses hemos tenido muchas noticias sobre el sector agropecuario en México, pero en esta ocasión hablaremos de las exportaciones mexicanas de este tipo de productos a Asia.

Este continente se ha convertido en un atractivo mercado para los productos agropecuarios de México. De hecho, Asia se colocó como la región del mundo a donde más crecieron las exportaciones mexicanas en 2011.

Y si bien es cierto que todavía este mercado no representa un gran monto de dólares para México, pues representa apenas el 5% de las exportaciones totales, también lo es que las ventas hacia ese país comienzan a tomarse en cuenta y tanto el gobierno federal como el sector privado ya ven con mejores ojos el vender productos a esa región.

Las ventas mexicanas a Asia han pasado de 1.2% en 2001 a 4.1% en 2011, un porcentaje bajo para 10 años de trabajo, sin embargo, algunas empresas lejos de desanimarse decidieron apostarle al mercado ruso, tal es el caso de la firma  Solntse Mexico, una compañía que en ese mismo periodo de tiempo logró producir y convertirse en líder del mercado ruso en producción, venta y distribución de tortillas de maíz y trigo, así como frituras de maíz. Solntse Mexico facturó 9.3 millones de dólares tan sólo en 2010. Ese exitoso desarrollo no pasó desapercibido por Gruma, la empresa mexicana productora de harina de maíz, quien decidió comprar la firma e instalarse en el mercado ruso, una acción que representa la
puerta natural para cubrir todo el continente asiático.

Pero el atractivo del mercado asiático no pasó desapercibido para otros productores mexicanos. En un programa instaurado por ProMéxico para diversificar mercados y lograr la internacionalización de empresas mexicanas exportadoras de carne, el organismo gubernamental realizó misiones comerciales para promover la venta de carne de bovino y de cerdo.

Empresas como Procesadora y Empacadora de Carnes del Norte, Productos Cárnicos Santa Cecilia, Consorcio Internacional de Carnes, Grupo Gusi, Consorcio Dipcen, RYC Alimentos y SuKarne, han sido sólo algunas de las compañías que el gobierno federal ha impulsado para descubrir el mercado asiático.

Otros sectores productivos de México también han encontrado una vía para exportar sus artículos, algunos tan diversos y especializados que pocos podríamos imaginar el gran interés que representa el mercado asiático. Entre los productos que se han logrado vender están los minerales de cobre, desperdicios de cobre, aparatos eléctricos y hasta automóviles de turismo. Un buen negocio sin duda alguna.

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*