Fusiones y adquisiciones: vendrán más

 

El año pasado, México se situó como uno de los líderes en fusiones y adquisiciones en los mercados emergentes. Entre enero y octubre del 2010 alcanzó los 93,000 millones de dólares. De hecho, junto con Brasil, superó el nivel de Estados Unidos y Europa por primera vez en la historia, según datos de Thomson Reuters.

En México, las oportunidades importantes se identifican en los sectores de salud y educación, mientras que se siguen viendo operaciones importantes en la industria financiera, en particular operaciones anunciadas recientemente en los sectores de seguros y AFORES.

Especialistas de KPMG creen que el retraso en inversiones planeadas en infraestructura, por parte del gobierno, podría estar deprimiendo artificialmente el volumen de operaciones en los sectores relacionados con estas inversiones. Sin embargo, parece haber optimismo prudente de que esta situación de demora es temporal.

Según Global M&A Predictor Predictor, los sectores de salud y de servicios públicos muestran un apetito mayor. El primero posee la ventaja adicional de tener menor apalancamiento financiero y el segundo es el sector por sí solo más endeudado y cualquier nueva adquisición probablemente sea financiada mediante nuevo capital o enajenación de activos existentes.

Debajo de ellos se sitúa telecomunicaciones, que durante los últimos seis meses se ha mantenido, mientras que el sector de productos de consumo se ha encontrado ligeramente atrás de éste.

Tanto energía como el sector de materiales básicos han progresado a lo largo de 12 meses, pero se han retraído durante los últimos seis a medida que ha aumentado la cautela con respecto al ciclo de materias primas.

Los sectores de consumo discrecional (bienes de consumo que no son de primera necesidad), industrial y de tecnología han mostrado los menores incrementos en cuanto a confianza durante los últimos 12 meses.

KPMG espera seguir viendo niveles de repunte en cuanto a la actividad de operaciones en México en lo que resta de 2011 y principios de 2012, aunque las persistentes inquietudes económicas en Estados Unidos y en algunos países de Europa podrían seguir ejerciendo presión en la confianza de los mercados, ocasionando que la recuperación se retrase todavía más.

(Marisol Rueda – Mexican Business Web)

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*

 

genesis();