Reactivar, de una vez, al mercado interno

 

Empresarios demandaron al Presidente de México condiciones de certeza y un clima de confianza para crear empleos. “Los estímulos que solicitamos son detonadores del crecimiento y el empleo. No necesita que el gobierno ponga dinero, sino que haga deducciones, pues por cada peso que deduzca se invierten 4 pesos de la iniciativa privada”, aseveró Gerardo Gutiérrez Candiani, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex).

Analistas de BBVA Bancomer señalaron que el gasto doméstico compensa en parte el menor dinamismo externo. Durante el segundo trimestre, la moderación en indicadores relacionados con la industria y sector externo fue parcialmente compensada con la mejor evolución relativa del sector servicios, que aunque con mucha heterogeneidad entre sus componentes, destaca en lo positivo con actividades como ventas al menudeo, apoyo a negocios o actividades de transporte.

Sin embargo, por ahora, por sí sólo el mercado interno no tiene la capacidad para ser el motor de la economía en su conjunto sin el mercado exportador, por ello los empresarios del país buscan la forma de impulsarlo.

En banca de desarrollo se propone reasignar un porcentaje mínimo al 10% del Fondo Nacional de Garantías México Emprende, con un sistema de asignación directa a las empresas; en energía se demandó ampliar la participación de la IP en campos maduros de petróleo y gas.

La petición en materia educativa parte de la aprobación de la ley de estímulos fiscales de promoción a la inversión educativa para abatir el rezago y la deserción escolar, cuyos beneficiarios principales serían los alumnos con riesgo de dejar tempranamente sus estudios.

Otro de los puntos es reactivar el financiamiento a las Pymes del sector vivienda, con nuevas reglas para Sofoles y Sofomes, bancos de nicho y la creación de los certificados de capital para el desarrollo; incorporar a la demanda hipotecaria a los no afiliados; segundo crédito en Infonavit y fortalecer e incrementar el subsidio federal del programa “Esta es tu Casa”.

Otro de los temas que se discutieron fue un conjunto de propuestas que hizo ayer el sector privado, como la simplificación fiscal, el aumento de la participación de empresas mexicanas en las compras de gobierno, el desarrollo de la infraestructura y el fortalecimiento de la banca de desarrollo, entre otras.

Las propuestas de la Coparmex parten de nueve puntos estratégicos a impulsar, los cuales buscan haya incentivos y modificar leyes anivel gubernamental en ramas como: educación; banca de desarrollo; energía; vivienda, simplificación fiscal; tecnología e innovación, medio ambiente y emprendedurismo (fomento a los negocios). Además de redoblar la lucha contra la inseguridad.

¿México tendrá la capacidad interna de detonar intensamente el ansiado consumo interno, dadas las condiciones mundiales? Durante la crisis de 2008 y 2009 el gobierno aplicó varias medidas, sin embargo, el consumo privado cayó 1.6% en el segundo semestre de 2008 y en 4.2% en el primero de 2009.

La caída fue tan grave que el nivel absoluto de consumo privado del primer trimestre de este año (última cifra disponible) está todavía 1% por abajo del que se tenía en el segundo trimestre de 2008. En el caso de la inversión, la situación es peor, pues estamos 8% por abajo del nivel previo a la crisis.

Si bien, la situación aún no es tan preocupante, los datos muestran que el alcance de las medidas para estimular el mercado interno resultó muy limitado y podría repetirse.

(Mexican Business Web)

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*

 

genesis();