Demanda interna sólida ante contexto externo

Las ventas minoristas anticipan que la demanda interna de la economía se mantuvo con un buen ritmo de crecimiento en la primera mitad del año.

El reporte mensual de junio es muy positivo, debido a que el consumo en México presentó un crecimiento mayor al esperado, toda vez que el consenso de analistas pronosticó un repunte a ritmo del 4.5%, además de que fue superior al avance observado en los tres meses previos de acuerdo con los indicadores económicos disponibles.

El crecimiento de las ventas al menudeo de 5.6% en junio estuvo apoyado por una expansión del crédito al consumo de 23.0% en términos anuales (1.7% en cifras mensuales) y una mayor creación de empleo (+75,000), medidos por el número de trabajadores asegurados en el IMSS, afirmó un análisis del grupo financiero BX+.

Durante todo el segundo trimestre se observó mes con mes un mejor desempeño. En junio, en particular, la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (ANTAD) reportó que las ventas de sus afiliados crecieron 10.0% anual real a nivel nacional, mientras que las ventas de autos en mercado doméstico crecieron 11.4% anual.

Ello  explica que los ramos que tuvieron mayores ganancias por ventas fueron tiendas de autoservicio y departamentales (5.8%), alimentos, bebidas y tabaco (7.0%) y automóviles y camionetas (7.3%). En contraste, la venta de muebles y enseres domésticos descendió 1.0 por ciento.

El reporte de BX+ afirmó que “las ventas minoristas muestran que la demanda interna se mantuvieron con un buen ritmo de crecimiento en la primera mitad del año”. Agregaron que no existen preocupaciones por el lado del consumo interno y que los principales riesgos a la baja para la economía mexicana provienen principalmente del exterior, afirmaron.

En Banamex opinaron que el buen desempeño de varios de los  determinantes –en particular, la masa salarial, el crédito al consumo y las remesas– impulsaron a las ventas con mucho más fuerza de lo que anticipaban.

Sobre el futuro indicaron que el resultado de las ventas minoristas totales parece confirmar que el consumo continuó a la alza a un ritmo fuerte a finales del segundo trimestre. “Sin embargo, prevemos que el crecimiento anual de las ventas al por menor se desacelerará en los próximos meses, en parte debido a la persistencia de una alta inflación anual, estimamos se mantendrá por arriba de 4.0% durante casi todo el segundo semestre, que probablemente conducirá a un menor ritmo de expansión real anual en los determinantes antes referidos”.

(Ricardo Vázquez – Mexican Business Web)

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*

 

genesis();