Cuentas externas, en equilibrio

Las cuentas externas de México no representan un foco de desequilibrio económico y tampoco una fuente de presión sobre el tipo de cambio.

Durante el tercer trimestre del año se registró un déficit en la cuenta corriente de la balanza de pagos por 3,757 millones de dólares (mdd) y de 6,475 mdd de enero a septiembre. Estas cifras representan apenas el 0.7% del PIB (casi idéntico a los últimos dos años), reportó el Banco de México.

Un análisis de Santander señaló que “no se percibe desequilibrios en las cuentas externas ya que además de que el déficit en cuenta corriente se mantiene en niveles bajos (en términos absolutos), está ampliamente financiado por los flujos de inversión extranjera, tanto directa como de cartera”.

La inversión extranjera directa de enero a septiembre registró un flujo de 13,430 mdd, que es más del doble del déficit en la cuenta corriente del periodo.

Por su parte, la inversión extranjera de cartera registró un ingreso de 20,365 mdd en los nueve primeros meses, donde entraron 24,104 mdd al mercado de dinero y salieron 3,739 mdd del mercado accionario.

Los analistas de Banorte-Ixe apuntan: “La balanza de pagos en 3T11 muestra la solidez de los fundamentales externos. Los resultados de la balanza de pagos al tercer trimestre del año mantienen el buen dinamismo que ha tenido la economía mexicana hasta ahora, aunque también representan una evidencia más de que la demanda externa se desacelera”.

Los analistas consideran que las cuentas externas no son fuente de ninguna presión para la economía mexicana.

(Ricardo Vázquez – Mexican Business Web)

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*

 

genesis();