Endeudamiento de familias prende focos de alerta

El acelerado crecimiento del crédito al consumo por parte de la banca propicia inquietud entre analistas de que se genere un endeudamiento de las familias similar al que causó la crisis de tarjetas de crédito en 2008.

Información del Banco de México (Banxico), señal que tras la contracción de 33.5% en la cartera de crédito al consumo durante 2008 y su estancamiento entre 2009 y 2010, éste reportó el año pasado una expansión a un ritmo anual de 19.7%, mientras que hasta octubre pasado un crecimiento anual de 15.9%.

Tradicionalmente, el crédito al consumo por parte de la banca se concentraba en tarjetas de crédito, pero en el ciclo expansivo de los dos años anteriores no se ha concentrado en el llamado dinero plástico, cuya cartera de crédito repuntó 9% en 2011 y hasta octubre pasado avanzó 10.6% anual.

El segmento más dinámico es el denominado “otros”, donde se clasifica al crédito personal y al de nómina, el cual creció 42.1% en 2011 y 26.5% hasta octubre pasado.

Ha sido tal la dinámica de dicho renglón, que su saldo a octubre pasado -252,200 millones de pesos (mdp)-, prácticamente ya igualó al saldo del crédito a través de tarjetas, que en el mismo mes se ubicó en 254,800 mdp, mientras que el crédito de bienes de consumo duradero apenas sumó 63,400 mdp.

Hace cuatro años, la estructura del crédito bancario al consumo era de 48.5% en tarjetas, 32.8% del concepto “otros” y 18.8% en bienes de consumo duradero. Según Banxico, la cifra más reciente indica que ahora es de: 44.7% en tarjetas, 44.2% “otros” y 11.1% en bienes de consumo duradero.

Al respecto, un análisis de la calificadora Moody´s afirmó que esta rápida expansión en los créditos personales y de nómina (créditos no revolventes), se presenta en un entorno similar al que antecedió la crisis de las tarjetas en 2008.

La misma empresa agregó que su temor va ligado al incremento de la cartera vencida en este tipo de productos crediticos, aunque reconoce que esta situación se contrarresta por los bajos niveles de endeudamiento de las familias mexicanas.

Cifras de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores indican que a octubre pasado, la cartera vencida del crédito al consumo por parte de la banca se ubicó en 4.56%, ligeramente arriba del 4.44% del mismo mes del año pasado.

En el caso de las tarjetas de crédito, la morosidad bajó de 5.2% a 4.9% entre octubre de 2011 y 2012; en los créditos personales bajó de 6.04% a 4.99% en el mismo periodo, y los créditos de nómina avanzaron 2.75%, en octubre de 2011, a 3.64% en octubre de 2012.

Estas cifras muestran que realmente no debe haber preocupación por este tipo de cartera, aunque sí representa un llamado de atención para que no se convierta en un riesgo.

(Ricardo Vázquez / Mexican Business Web)

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*

 

genesis();