Los astros están alienados para el mercado inmobiliario comercial

cushman_wakefield

 

Luego de un periodo de sequía financiera entre 2008-2010, el mercado inmobiliario comercial vuelve a gozar de gran liquidez para invertir y financiar grandes proyectos de las áreas comercial, industrial y corporativa, segmentos que parecen volver a tener un boom inmobiliario en México.

Víctor Lachica, director general de la correduría Cushman & Wakefield (C&W), habló con Mexican Business Web sobre el buen momento que vive el sector inmobiliario comercial y su futuro alentador.

¿Cuál es la evolución más reciente del sector?

 

En los dos últimos años ha habido un récord, los ciclos 2011 y 2012 han sido muy sólidos. Vemos una buena dinámica en el mercado para 2013 y una buena solidez. Hay mucho dinero que quiere entrar en proyectos, recursos nacionales a través de Fibras y CKDes, y también capitales extranjeros.

En particular los fondos de pensiones, las Afores, están financiando proyectos a través de los CKDes. Estamos viendo mucha actividad de compra y venta de portafolios y propiedades. Cuando hay esta cantidad de dinero circulando lo que hace falta son buenos proyectos.

Pero afortunadamente vienen grandes proyectos en construcción, vienen muchos proyectos de oficinas en la zona de Ejército Nacional y Paseo de la Reforma, particularmente en la Ciudad de México. También vienen muchos centros comerciales nuevos y consolidando los ya existentes.

¿Qué está impulsando al mercado inmobiliario comercial?

 

Los recursos que hay en México y los que llegan del exterior, la estabilidad económica que las anteriores administraciones federales le dejaron a la nueva y lo bien recibida que ha sido la actual por los mercados financieros internacionales, y si a ello le sumamos la buena dinámica que trae nuestro mercado interno, todo ello conjugado nos está poniendo en un momento muy bueno.

Hay crecimiento en las empresas, hay trabajo, hay inversión, hay consumo interno y creando infraestructura en todo nuestro país, todo ello genera actividad económica.

Digamos que otra vez se han alineado los astros para el mercado inmobiliario comercial.

¿Parques industriales, los primeros que reaccionaron a la crisis pasada?

 

El mercado inmobiliario industrial va bien, hemos crecido mucho en centros de distribución y logística en los últimos años, pero también nuestra planta productiva se ha mantenido en crecimiento, con inversiones de diversos sectores manufactureros y con demanda de espacios industriales.

Nos preocupa un poco la revaluación del tipo de cambio, porque eso le quita competitividad a nuestra planta productiva.

Hemos vistos un repunte en mercados que durante los últimos ocho años estuvieron muy fríos, como la zona productiva de la frontera y zona norte del país. Vemos  hoy demanda por poner nuevamente maquila, centros de distribución y logística en ambas zonas. De haber tenido el 1% de disponibilidad, se disparó al 12% y hoy ya se absorbió lo que estaba vació y vuelve a ser un mercado en ascenso.

También vemos una detonación del mercado industrial de la zona del bajío, con inversiones fuertes en los sectores automotriz, autopartes y aeroespacial.

¿Edificios corporativos, de la mano con el ciclo económico?

 

En la Ciudad de México, donde se concentra la mayor oferta de edificios corporativos en el país, se siguen cambiando fábricas por edificios de oficinas y hoy hay en construcción alrededor de 60 inmuebles.

El corredor de Paseo de la Reforma sigue siendo uno de los favoritos por su localización y acceso; la zona conocida como Nuevo Polanco ha resurgido fuertemente y va de la mano con Las Lomas;  el tercero que ha crecido mucho es el de Santa Fe; pero no debemos quitar el dedo del renglón de Insurgentes Sur, con nuevos proyectos y buena absorción.

El mercado se ha mantenido saludable en cuanto a precios, que han sido estables y subiendo moderadamente.

Otra tendencia que se observa en este mercado es que hace cuatro años había tres proyectos en proceso de certificación LEAD (Leadership in Energy and Environmental Design), hoy hay 43 proyectos con características sustentables que buscan dicha certificación.

¿Centros comerciales, de la mano con el consumo?

Debido a la buena actividad económica y el consumo interno, los espacios comerciales en México han repuntado y hay nuevamente un buen número de centros comerciales en construcción.

Los fondos de inversión externos que financiaron grandes proyectos hasta el año 2008, están regresando y ahora se suman a fondos privados locales, y a otras fuentes de recursos internos disponibles a través de las CKDes y Fibras para impulsar la inversión del segmento conocido también como retail.

También en los dos últimos años se observó la llegada de muchas marcas y empresas americanas y europeas que no estaban en México y ahora tienen interés de estar aquí.

(Ricardo Vázquez/Mexican Business Web)

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*

 

genesis();