Energía debe darle oportunidades a Pymes

energia

El debate público y político sobre la potencial reforma energética considera diversos modelos, como el noruego, colombiano, brasileño, entre otros. Sin embargo, analistas del sector privado opinan que un gran reto es lograr una mayor participación de empresas pequeñas y medianas del país como proveedoras, como sucede en otros países petroleros.

Por lo anterior, México necesita desarrollar un sector energético que posibilite la participación de pequeñas y medianas empresas de servicios, dedicadas a la producción y extracción de petróleo, en la que ingenieros calificados se desarrollen profesionalmente y generen más derrama de riqueza local.

Este es uno de los retos de la reforma energética, puesto que el país tiene riqueza en el subsuelo y escasez a nivel de tierra.

Además, en el país solo opera un organismo público descentralizado –Petróleos Mexicanos— de ahí la necesidad de conformar un sector energético similar al de Colombia, advirtió Juan Pardinas Carpizo, director general del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO)

En el modelo colombiano, la empresa estatal de petróleo, Ecopetrol, tiene 36% de la producción, además, participa una serie de empresas pequeñas y medianas dedicadas a la extracción del petróleo pero bajo el dominio nacional.

Por lo que la propuestas de reforma energética en México debe apuntar hacia maximizar el valor de la renta petrolera en beneficio de todos los mexicanos, así como garantizar la seguridad energética y fortalecer la competitividad del país.

De no concretarse los cambios, los riesgos para la nación mexicana son pérdida de competitividad industrial, dejar atrapados los recursos en el subsuelo, además de la incapacidad de adaptarse al nuevo régimen energético mundial.

Ya que mientras en México se discute la reforma energética, en otros países con sistemas políticos cerrados tienen esquemas de apertura a la inversión privada vinculados a las empresas estatales de energía.

Un ejemplo es Irán, que mantiene la propiedad de los yacimientos en la nación y al mismo tiempo permite la inversión extranjera y contratos de riesgos que recaen en los operadores.

En Arabia Saudita la refinación del petróleo está abierta a consorcios internacionales, los cuales mantienen una cuarta parte del mercado.

Noruega tiene concesiones y asociación con terceros y es el Estado el que maximiza la renta petrolera a través del operador Statoil y la participación de empresas privadas nacionales e internacionales.

Brasil es otro de los países con sistemas abiertos al sector privado y que están dominados por una empresa estatal.

Con estos ejemplos a escala mundial, podemos afirmar que México es el país más cerrado del planeta en el sector energético, afirmó el director del IMCO.

Asimismo, si como país se busca monetizar la riqueza que está en forma de compuesto químico y transformarla en activos financieros, se requiere una inversión de 825,000 millones de dólares, lo equivalente a 30 años del presupuesto de Pemex.

Por lo que el sector productivo energético mexicano tiene muchas oportunidades. De acuerdo con las reservas totales, hay cerca de 43 millones de barriles de petróleo crudo, más recursos adicionales de aguas profundas y de los yacimientos mixtos, el potencial es de 158 millones de barriles.

Con la reforma energética profunda, la producción de petróleo tendrá un crecimiento hasta de 255%, mientras que la de gas hasta 30 veces mayor que la actual, lo que significa mayor competitividad para México.

Otra de las ventajas del cambio estructural energético es que la inversión extranjera directa (IED) aumentará 332% en los siguientes 15 años, es decir, pasará de 21,864 millones de dólares a 87,623 millones de dólares.

También el producto interno bruto per cápita crecerá 38%, es decir, un porcentaje de 1 a 1.7 adicional por año. Estas cifras significan 310,000 empleos adicionales al año, lo que equivale a emplear a la población económicamente activa de las ciudades mexicanas de Saltillo, Coahuila, o de Villahermosa, Tabasco.

Con estos datos, el éxito esperado de la reforma energética dependerá del nivel de la inversión y la cantidad de renta esperada para el Estado mexicano, afirmó el director del IMCO.

(Judith Santiago / Mexican Business Web)

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Comentarios

  1. Moisés Flores dice:

    Mexicanos, no seamos ingenuos, la unica fuente de empleos remunerados los genera las insdustria Paraestatales como Pemex y CFE, no la industria privada. Se privatizó Fertimey y diganme donde está?

Opina

*

 

genesis();