El mexicano hizo del refresco un hábito

refresconsumomexico

México es el principal consumidor mundial de refrescos, con 163 litros por persona al año, superando en 40% a Estados Unidos, donde se consumen 118 litros anuales por individuo.

La tendencia de consumo en México muestra que 80% de la población toma refrescos habitualmente, pero 38% de ellos admite que lo hace a diario, así lo reveló la Encuesta Nacional sobre Obesidad.

La Alianza por la Salud Alimentaria realizó esta encuesta a 1,500 personas en el país y entre los principales resultados arroja que 29% de la población con problemas de sobrepeso consume diario estas bebidas, en tanto 39% de la población calificada con obesidad  las ingiere todos los días.

Los hábitos de los padres inevitablemente son replicados por los hijos y, como muestra, está que 91% de los menores de edad que tienen padres que beben refresco también lo hacen, de esta cifra 19% lo hace todos los días y 12% cinco o seis días por semana.

Pese a que 80% de la población bebe estos productos azucarados, 70% de los entrevistados dijo estar en favor de que se aplique un impuesto a los refrescos.

De acuerdo con información revelada por dicho estudio, para que 15% de las personas deje de comprar refrescos, el gravamen tendrá que ser de entre 1 y 5 pesos, mientras que 21% lo hará si el impuesto es de 6 a 10 pesos.

Los participantes del estudio opinaron acerca del destino que debe tener el dinero proveniente del impuesto al refresco, el cual 29% opinó que debe gastarse en campañas de orientación alimentaria, 27% en crear un fondo destinado a la prevención de diabetes, 20% opina que se proporcionen tratamientos gratuitos de diálisis y 18% consideró que los recursos se deberían invertir en bebederos de agua potable en escuelas.

En la actualidad,  la Cámara de Diputados tienen en pausa la propuesta para aplicar un impuesto de 20% a los refrescos, es decir 1.50 pesos, de ser así significaría un ingreso anual de 23 mil millones de pesos.

Alejandro Calvillo, director de la organización civil El Poder del Consumidor, afirmó que con 10% de lo que se recaudará con el gravamen se podrían instalar bebederos de agua en las más de 120 mil escuelas del país.

Según datos del Instituto Nacional de Salud Pública, estas medidas ayudarán a  disminuir el consumo de bebidas azucaradas en más del 25%, lo que reducirá la prevalencia de diabetes en el país en 12% y en 26% los costos de nuevos casos de diabetes en los próximos 10 años.

Del otro lado de esta medida se encuentran los actores relacionados con la producción y distribución. Por ejemplo, en México hay un millón 500,000 puntos de venta con 900,000 pequeños comerciantes, para ellos las ventas de refrescos representan entre 25% y 30% del total, de acuerdo con cifras de la Asociación Nacional de Productores de Refrescos.

(Yazmín Balula / Mexican Business Web)

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*

 

genesis();