Contienda entre Escocia e Inglaterra por los recursos del Mar del Norte

mar del norte

 

Londres, Inglaterra, a 26 de febrero de 2014.- Tras el anuncio de la independencia de Escocia diversos asuntos han saltado: el mantener la libra esterlina como su moneda, si Escocia permanecería en la Unión Europea si votará por la separación en Septiembre, y el tema más importante de todo son las reservas de gas y petróleo del Mar del Norte.

 

Alex Salmond, Premier Escocés y David Cameron Premier Británico, se reunieron en Aberdeen, Escocia, tras 90 años de no hacerlo, para anunciar que Inglaterra ha invertido para apoyar la industria energética y fortalecer el tamaño y peso de Gran Bretaña para mantener los beneficios derivados del petróleo durante varias décadas más.

 

En una reunión en privado en Portlethen, el premier escocés se reunió con su gabinete para argumentar que Escocia podría seguir el camino de Noruega, quien creo un fondo basto con los recursos obtenidos en su territorio. Asimismo Salmond resaltó sus conocimientos en la industria energética, ya que fue analista en los años 80.

 

El referéndum sobre la independencia escocesa que esta programado para Septiembre, de ser aceptado, sería el golpe político más grande en Gran Bretaña, por lo que David Cameron, quien preside el Partido Conservador en Gran Bretaña, y que no es muy aceptado en Escocia, pretende alcanzar un acuerdo que no lo coloque como el Primer Ministro que permitió la fractura del Reino Unido.

 

Tras toda la pantalla política, esta el tema de quien podría administrar mejor las reservas de gas y petróleo en el Mar del Norte. El gobierno británico anunció la inversión de 100 millones de libras esterlinas (167 millones de dólares) para instalaciones captadoras de gas y carbono en Peterhead.

 

También prometió un nuevo regulador de energía y cambios en el licenciamiento que permitan que la explotación se conceda para maximizar la recuperación de los recursos energéticos restantes.

 

Por la parte escocesa, el premier Salmond destaca que bajo la administración inglesa, los recursos han sido pobremente aprovechados. Igualmente declaró para la BBC que en 10 años ha habido 16 nuevos impuestos que afectan la industria y que 14 ministros de energía han pasado por el puesto en 17 años.

 

Las reservas de gas y petróleo restantes de Gran Bretaña se encuentran fuera de la zona norte del país en el Mar del Norte o incluso más allá de las Islas Shetland. En este sentido, Lindsay Wexelstein, analista de Wood Mackenzie, firma de investigación con sede en Edimburgo, señala que el 85% de las reservas restantes del gas y petróleo yacen en aguas escocesas.

 

Un estudio del gobierno detalla que Escocia tiene derecho 94% de los ingresos fiscales del petróleo o gas, o bien, cerca de 18 mil millones de dólares. Con un estimado de 42 mil millones de barriles producidos, aún quedan cerca de 24 billones sin producir, que podrían alcanzar un valor de 2 trillones de dólares.

 

Sea quien sea quien tenga el control final, poseerá una industria en detrimento, de acuerdo a un reporte del gobierno británico, publicado por Ian Wood, señalando que si bien la inversión es histórica, la producción ha caído un 40% desde 2010, y la exploración en los últimos dos años ha tenido resultados pobres, con una producción de 150 millones de barriles.

 

(Mexican Business Web, con información de medios)

 

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*

 

genesis();