Mina de oro, final de la Champions League

Champions League

La industria de la marca europea Champions League es un negocio internacional que genera mil 750 millones de dólares al año.

La industria del balón pie es un negocio redondo como lo es el evento Champions League.

Ciudad de México, junio 7, 2015.-La Champions League es una industria que genera millonarios dividendos en restaurantes, cines y tiendas de ropa. Los  alcances van más allá del rumbo que toma el deporte del balón pie, la Champions League llena salas de cine, incrementa la venta de camisetas originales y piratas y aumenta los ingresos de publicidad en la televisión.

La Liga de Campeones en México es de suma importancia debido a que somos una sociedad de consumo aspiracional; tenemos una influencia europea, la economía nacional está creciendo lo que nos permite consumir este producto.

Para otros sectores y personas, el negocio de la Champions se calcula en millones. Mario Álvarez, director ejecutivo de Marketing de Fox International Channels México, uno de los canales dueños de los derechos de televisión de la justa, afirma que el certamen es “fundamental en términos de audiencia, comerciales, construcción de marca y proyección de liderazgo del canal”.

Hay campañas de marketing todo el año, inclusive fuera de temporada. Para las marcas significa algo importante como plataforma de nuevos productos o en el tema de posicionamiento, dice Mario Álvarez, directivo de Fox Sports.

La Champions League ha tomado la magnitud necesaria para que en México se transmita en cuatro canales: Televisa y TV Azteca (pública), ESPN y Fox Sports (privada).

Sin embargo, la TV de paga aún goza de buenos números al respecto. Según la Latin American Multichannel Advertising Council (LAMAC), hay 45 millones de mexicanos que pegan sus ojos al sistema de cable; ellos son potenciales clientes de la Champions League.

Aunque esta historia podría tener sus matices. “Quizá es posible que la Champions generará pérdidas por los altos costos de los derechos, pero canales como ESPN o Fox Sports tenían que transmitirla. No todos los retornos de inversión tienen que ser en dinero, también está el tema de la imagen y posicionamiento”, detalla Rodrigo Mort.

Para garantizar una gran penetración, están las tendencias de consumo. Según Consulta Mitofsky, en su encuesta 2014 sobre la popularidad de los deportes, 64% de los mexicanos tiene al fútbol como su deporte preferido; poco más de 6 de cada 10 fueron un factor de compra para la Champions League.

Y para fortuna de ese 64% que gustan del fútbol, la transmisión de la Champions en América Latina está garantizada hasta la edición 2015, fecha de caducidad de los contratos que poseen ESPN y Fox Sports.

El producto Champions se ha ido propagando a una gran velocidad sobre todo entre los jóvenes creando un evento de nicho de mercado, dice Jorge Alberto Badillo Nieto, director general de Fusión Mercadotecnia Deporte.

México es parte de un fenómeno global, por tal razón la final de la Champions League perfila con con ciertas conductas:

1) De acuerdo con los rankings de World Soccer Shop y la consultora alemana Sport+Markt, entre las 10 playeras más vendidas del mundo, ocho son de equipos que han disputado al menos en los últimos dos años la Champions League.

2) En las Tiendas Martí, especializada en deportes, hay jerseys del Manchester United, Barcelona, Chelsea, Real Madrid, Bayern Múnich, Arsenal, Celtic, Juventus, Porto; equipos que curiosamente participaron en la presente edición del torneo. Su precio oscila entre los 900 y mil 100 pesos.

3) Aunque hay un consumo de la piratería porque no todos los sectores de la sociedad tienen el poder adquisitivo para comprar una playera original, al final hay un tema de posicionamiento de marca.

Teodoro Husemann, director de Mercadotécnia de Adidas México, detalla: “Existe una creciente demanda de productos de la Champions League en México a través de ropa, balones y calzado”.

Además, en México, al menos MasterCard, Ford, PlayStation, Heineken, Adidas y HTC, socios comerciales de la Champions, tienen presencia con empresas establecidas o venta de productos. Algunos promocionan viajes, juegos de video, teléfonos con contenido exclusivo.

Vivir la experiencia Champions es otro de los negocios rentables. Varias agencias de viajes cotizaron la oportunidad de estar en el legendario estadio Olimpico de Berlín, Alemania, por la suma de 150 mil pesos por persona.

Otra opción fue ir al cine para ver el juego en una pantalla que puede alcanzar hasta los 22 metros de largo. Cinépolis ofreció en 28 ciudades, al menos este servicio, del cual en el periodo 2010 y 2012 asistieron más de 50 mil personas. En ronda de semifinales y finales, la ocupación es de 90%, el año pasado termino su contrato.

Por lo tanto, este año compro los derechos de transmisión la empresa Cinemex, la cual será transmitida en 25 salas en la zona metropolitana y valle de México.

La Champions League no sólo es el torneo de clubes más importante del mundo, es el que más dinero deja para quienes la ganan. 

Cerca del 75% de los ingresos totales recibidos por los derechos concedidos a los medios de comunicación y por los contratos comerciales de la UEFA, hasta un máximo de 530 millones de euros, se destinarán a los clubes. El restante 25% se reserva para el fútbol europeo y los mantendrá UEFA para cubrir los costes administrativos, de organización y los pagos solidarios a las asociaciones, clubes y ligas.

La cantidad neta a disposición de los clubes participantes se divide en dos: 500.7 millones de euros en pagos fijos, ganancias por la fase de grupos más bonificaciones por partidos y clasificaciones y 409.6 millones de euros en cantidades variables, cuota de mercado que serán distribuidos de acuerdo al valor proporcional de cada mercado televisivo representado por los clubes que participan en la UEFA Champions League de la fase de grupos en adelante, y serán divididos entre aquellos equipos de una misma federación.

El ganador de la UEFA Champions League recibirá 10.5 millones de euros y el subcampeón 6.5 millones.

Así, el equipo que levante el título de campeón de Europa en Berlín podría ingresar hasta 37.4 millones de euros, sin contar la cuota de mercado de ingresos televisión.

El Club Barcelona  tiene un valor de dos mil 600 millones de dólares, y es auspiciado por las empresas Audi, Nike y Seiko. Al igual que el Real Madrid, es propiedad de los miembros de su club.

Mientras que la Juventus, el equipo de la Vecchia Signora está valorizado en más de 357 millones de dólares, según el portal español Transfermarkt.es.

Mexican Business Web

|
Suscríbase al Newsletter

Opina

*

 

genesis();