Más tractocamiones de Navistar para el mundo

El fabricante de camiones Navistar espera cerrar este año con la venta de unas 50,000 unidades, 64% más que las 30,500 que lograron el año pasado. Para 2012 mantiene una meta más ambiciosa: llegar a las 60,000 unidades. La empresa apuntó que el próximo mes pondrán a tope la capacidad de su planta donde ensamblarán 250 unidades diarias.

Este crecimiento se debe de ganar más participación de ventas tanto en el país como en el extranjero, la planta de Navistar en Escobedo, Nuevo León, la única de la compañía en México, se apresta para operar a plena capacidad, algo que nunca antes ha hecho en su historia.

Las proyecciones de crecimiento se mantienen pese a las señales de la desaceleración estadounidense, ya que Navistar tiene tiene una estrategia de ventas bien diversificada en diferentes partes del mundo.

Actualmente, 85% de lo que fabrica en Nuevo León va a la exportación. La compañía adelantó que, al término de 2011, su compañía habrá contratado a 800 personas, más de las 500 que previó para este año, y acumulará a 3,800 trabajadores en su base laboral, su mayor nivel desde que fue instalada, a mediados de 1997.

Desde entonces las inversiones acumuladas ahí rondan los 280 millones de dólares. La planta de Escobedo ha tomado más importancia para su compañía y que parte de las operaciones que se tenían en la fábrica de Canadá, que ya cerró, serán trasladadas hacia acá.

Sobre los efectos de la inseguridad, en Navistar han tenido que aprendera evadirla. A raíz de la violencia, la visita de clientes extranjeros a la planta en Nuevo León se redujo hasta 70%. La empresa decidió enviar al extranjero a los propios ejecutivos de la compañía para tratar con sus clientes y así es como su facturación ha conservado su rumbo ascendente.

(Mexican Business Web con información de El Norte)

|
Suscríbase al Newsletter
Acerca de Mexican Business Web

Opina

*

 

genesis();